dimecres, 28 de març de 2012

Ya hablaremos


Hablando de amor: 
¿Cuánto amor hay en la palabra amor? 
¿Cuánto amor hay en quien la pronuncia? 
Si hablamos de amor, ¿amamos? 
Si hacemos el amor, ¿amamos? 
¿Dónde, cuándo es amor? 
Ya, pero ¿de qué estamos hablando? 
¿De dónde viene, desde cuándo? 
¿Dónde se encuentra, está a la venta? 
Si prometo amarte, ¿quiere decir que aún no te amo? 
¿Cómo lo sabes, cómo lo sé
Ya, pero ¿qué me estás diciendo? 
Hablemos, ¿me amas? 
¿A quién más amas? ¿A quién amas más?
¿Cómo lo puedes saber? ¿Hay manuales? 
¿Es recargable? 
Amémonos, ¿por donde empezamos? 
Si te digo que te amo, ¿me amarás? 
¿Te gusta amar? ¿Te gusta que te amen? 
¿Amor? ¿Dónde, cuándo lo oíste por primera vez? 
¿Te gustó
¿Sabes si duele? ¿Te ha dolido alguna vez? 
Ah, amor, amor... dime, ¿puedes hablar?


Del poemario Poemas del jodido amor



dijous, 15 de març de 2012

Seré breu




Saber-se
Una cosa és saber i una altra ben diferent és saber que sé sap.
Saber i saber que se sap són coses ben diferents.

Del saber
No sempre que preguntem ho fem perquè volem saber, hi ha vegades que ho fem per demostrar que sabem.

Objectivament interessat
S'ha d'estar alerta amb aquells que presumeixen de ser sempre objectius. Darrera de la pretesa objectivitat es poden amagar els autèntics objectius.

Destinats
N'hi ha –afortunats– que potser són amos del seu destí. Però la majoria no sabem a on anem fins que ensopeguem amb el camí. De vegades massa tard.

Defecte de fàbrica
Si la vida té o no té sentit, és una cosa que haurien d'aclarir-nos al nàixer. El que no té sentit és passar-se la vida intentant –sense cap possibilitat– esbrinar-ho. Quina pèrdua de temps!